Monumentos en Guijuelo

Torreón
Torreón

Indudablemente una de las insignias de Guijuelo es su consabido Torreón. Se trata del ábside de una iglesia ojival, que podría ubicarse cronológicamente en la primera mitad del siglo XV. La construcción del templo se realizó por orden de la Infanta Doña Catalina, hermana de Juan II, señora de Salvatierra en 1425. La erosión y el paso del tiempo han reducido a un vestigio granítico el mencionado ábside conocido como el torreón. El escudo del pueblo, cuenta con un pequeño apartado para este símbolo guijuelense.

Detalle del Torreón
Detalle del Torreón
Detalle del Torreón
Detalle del Torreón
Detalle del Torreón
Detalle del Torreón

La singularidad de la iglesia de la villa es que se trata de la tercera que se construye en le mismo lugar, desde que en 1575 se construyera la primera. En 1620, el mayordomo del templo, Domingo Muñoz, firmó un nuevo contrato con un cantero de la Garganta para levantar otra en el mismo lugar. La iglesia vieja existió hasta 1953, año en la que fue derribada para construir la actual Iglesia Nueva.

Nstra. Señora de la Asunción
Nstra. Señora de la Asunción
Detalle del Torreón
Vista de la Iglesia
Vista de la Torre
Vista de la Torre

Próxima a cumplir un siglo se encuentra la plaza de toros, construido por una sociedad constituida a tal fin, La Recreativa, formada por vecinos del pueblo. La inauguración del coso tuvo lugar el 15 de agosto de 1909. Su aforo alcanza las 4.000 localidades.

Plaza del Reloj
Plaza del Reloj

La plaza del reloj es otro de los lugares de interés, el edificio en el que se encuentra el famoso reloj albergó el café Mercantil, verdadero centro de negocio en otra época. También estuvo allí el Casino, donde se celebraban grandes bailes en los años 50. Allí estuvo también el desaparecido teatro Gabriel y Galán , hoy sede del Ayuntamiento.



Textos: Santiago Nieto
Fotos: Ignacio Tapia